adivinanzas para niños

A esta fruta se le culpa
y fue cosa del demonio,
pues comieron de su pulpa
los del primer matrimonio.

 

más adivinanzas de frutas...

A esta fruta se le culpa y fue cosa del demonio, pues comieron de su pulpa los del primer matrimonio.

Era un sol en miniatura y en el árbol la encontré. Cuando sin piel la dejé, me fascinó su frescura. ¿Qué es?

Son de color chocolate, se ablandan con el calor y si se meten al horno explotan con gran furor.

Tiene ojos y no ve, tiene agua y no la bebe, tiene carne y no la come tiene barba y no es hombre.