¡Escapa, escapa!
que esto que te digo,
aunque no te obligo,
te abriga y te tapa.

 

más adivinanzas de ropa y vestuario...

Mi ser por un punto empieza, por un punto ha de acabar, el que mi nombre acierte sólo dirá la mitad.

Me pones y me quitas, me tomas y me dejas, conmigo no tiritas y estoy hecho de madejas.