Lomos y cabeza tengo
y aunque vestida no estoy,
muy largas faldas mantengo.

 

más adivinanzas de la naturaleza...

Alas de mil colores y se pierden entre las flores.

Es tan humilde y tan buena que hasta se deja pisar; para el almuerzo y la cena la vaca la va a tomar.