adivinanzas para niños

Soy señor muy elegante
y excelente nadador,
y puedo hacer con mi cuello
signos de interrogación.

 

más adivinanzas de animales...

Soy un animal pequeño, piensa mi nombre un rato, porque agregando una «n» tendrás mi nombre en el acto.

Un espléndido abanico que no produce pavor, sus alas, plumas y pico son reales, sí señor.

Desde hace miles de años hemos transportado al hombre; ahora nos lleva escondidos en el motor de su coche.

Tiene famosa memoria, gran tamaño y dura piel, y la nariz más grandota que en el mundo pueda haber.

Aunque yo llevo pijama, siempre ando muy despierta, por no servir al león de suculenta merienda.

Del fin del estanque vengo, para mirar a los niños, a los cuales entretengo, con saltos, juegos y brincos. ¿Quién soy?

En un monte muy espeso anda un animal sin hueso.

Su padre relincha con pésima voz, su madre rebuzna y suelta una coz.

Lo mismo que un galgo valgo, su retrato soy y amigo, y si por el campo salgo, las liebres mucho persigo, y es cierto que no soy galgo.

Las cinco vocales en su nombre lleva, y no siendo ave por la noche vuela.