adivinanzas para niños
Inicio   adivinanzas sobre el ser humano
ya tenemos 1054 adivinanzas

adivinanzas sobre el ser humano

Una cosa muy potente,
que sin piernas y sin alas,
crece, vuela y atraviesa
ríos, mares y montañas.

Por más que te cubre,
al final te descubre.
¿Qué es?

Que es lo que sube y nunca baja


No son Flores,
pero tienen plantas
y también olores

Nos cierra los ojos,
nos abre la boca
y para vencerlo
una noche es poca.


Vence al tigre y al león.
vence al toro embravecido,
vence a señores y reyes,
y a todos deja vencidos.

Soy una cosa impalpable,
en absoluto hago ruido
y por todo el mundo vivo.
¡Ojo! quien me menciona
es quien me rompe.


¿Sabes qué cosa será,
que cuando hablas lo rompes
y cuando callas está?

Crece y se achica
y nadie la ve,
no es luz y se apaga,
adivina, ¿qué es?


Si la tengo, no te la doy
y si no la tengo te la doy.

¿Qué cosa posee el hombre
que nadie la puede ver?
Sin alas vuela hasta el cielo
y es la causa del saber.


Soy la roca más constante,
de todo mal medicina,
no hay trabajo que me espante,
ni dureza que quebrante
mi firmeza diamantina.

Es un momento muy importante;
cuentas tu edad desde ese instante.


Por más que me cubren
al final me descubren.

Es, cuando no es,
y no es, cuando es.
¿Qué es?


Entre dos lo tejen,
entre dos repican,
unos no llegan a nada
y otros se multiplican.

Es una red sin medida,
cuyos nudos no se ven
y duran toda la vida.
De esa red de pescar,
unos quieren salir
y otros quieren entrar.


Vuela que vuela,
allá va y viene,
hace y construye,
manos no tiene.

Tiene aire y no es el aire,
tiene aire y tiene don,
por eso aunque no es el aire,
es el aire más señor.


Invita año tras año,
a tus mejores amigos,
os coméis la rica tarta
y lo pasáis divertido.

Muchos lo dan, casi nadie lo toma,
cuando se necesita no se recibe
y si se recibe casi nunca sirve.


Te dice lo que está bien,
te dice lo que está mal
y no es ninguna persona,
¿de quién se puede tratar?

Nací en tu cuerpo contigo,
yo te acompaño y te aliento
y, aunque a veces te atormento,
si te faltase este amigo,
no contarías más el cuento.