adivinanzas para niños

Con la primavera,
llega la viajera.
Su nido es de barro
y su cola, de tijera.

 

más adivinanzas de animales...

Volando en el aire, y besando las flores, se pasa su vida, de luz y colores.

Para ser más elegante no usa guante ni chaqué sólo cambia en un instante por una "efe" la "ge".

Salta y salta por los montes, usa las patas de atrás, su nombre ya te lo he dicho, fíjate y lo verás.

¿Qué es, qué es, del tamaño de una nuez, que sube la cuesta y no tiene pies?

La jaula es su casa, su ropaje amarillo, con su canto alegra a todos los vecinos.

Mi casa llevo a cuestas, tras de mí dejo un sendero, soy lento de movimientos, no le gusto al jardinero.

Jamás de su casa sale y corre el monte y el valle.

Tiene famosa memoria, gran tamaño y dura piel, y la nariz más grandota que en el mundo pueda haber.

Viste de chaleco blanco, y también de negro frac, es un ave que no vuela, pero nada. ¿Que será?

Soy dama cruel, temerosa, me paseo en verde prado, y todo aquel que me mira se queda muy espantado. Yo luzco un largo vestido que en tienda no fue comprado, no fue por mano de sastre, ni medido, ni cortado.