adivinanzas para niños

Vivo en el mar sin ser pez
y soy siempre juguetón;
nunca me baño en el Rhin,
pues soy el mismo del fin.

 

más adivinanzas sobre el mar y la playa...

Cinco brazos, no te miento, habita siempre en el mar, aunque la puedes hallar de noche en el firmamento.

Un truquito este pez tiene que no todo el mundo sabe: si a su nombre quitas la «ene», va y se transforma en ave.

Haciendo ruido ya vienen, haciendo ruido se van; y, cuando mañana vuelvan, de igual manera se irán.

Dos pinzas tengo, hacia atrás camino, de mar o de río en el agua vivo.

Ni de día, ni de noche puede mi vela alumbrar, pero cuando sopla el viento muy bien suelo navegar.

Sobre la vaca, la «o», a que no lo aciertas, no.

Iba una vaca de lado, luego resultó pescado.

No lo parezco y soy pez, y mi forma la refleja una pieza de ajedrez.

Llegamos sin cesar, una tras otra, desde el mar a la playa a descansar. A veces, sin embargo, más furiosas, los barcos podemos destrozar.

Adivina quien yo soy: al ir parece que vengo, y al venir, es que me voy.