adivinanzas para niños

Ni de día, ni de noche
puede mi vela alumbrar,
pero cuando sopla el viento
muy bien suelo navegar.

 

más adivinanzas sobre el mar y la playa...

Las hijas de este animal son pequeñas y delgadas, pero por su gran sabor, son muy caras y apreciadas.

Uso aguja sin coser, corto sin tijeras, y ando sin pié.

Dos pinzas tengo, hacia atrás camino, de mar o de río en el agua vivo.

Es la reina de los mares, su dentadura es muy buena, y por no ir nunca vacía, siempre dicen que va llena.

Adivina quien yo soy: al ir parece que vengo, y al venir, es que me voy.

Vivo en el mar sin ser pez y soy siempre juguetón; nunca me baño en el Rhin, pues soy el mismo del fin.

Tengo ocho patas cargadas de ventosas, y paseo por las rocas, meciéndome en las olas. ¿Quién soy?

Lleva años en el mar  y aún no sabe nadar. 

Que lo busquen en el mar, porque en la tierra por más que aren, que aren, que en la tierra no lo encuentran.

Sobre la vaca, la «o», a que no lo aciertas, no.