adivinanzas para niños

Soy redonda como el mundo
al morir me despedazan,
me reducen a pellejo
y todo el jugo me sacan

 

más adivinanzas de frutas...

Ave y no vuela, llana y es curva. Quien no adivine ésta, no adivinará ninguna.

Ave me llaman a veces y es llana mi condición.

Soy redonda como el mundo al morir me despedazan, me reducen a pellejo y todo el jugo me sacan

Ave soy, pero no vuelo; mi nombre es cosa muy llana: soy una simple serrana, hija de un hijo del suelo.

Blanca por dentro, verde por fuera. Si quieres que te lo diga espera.

Amarillo por fuera amarillo por dentro y con un corazón en el centro.

La mano las rompe, el pie las tritura, la boca las bebe. ¿Que son?

Somos cien hermanitos, todos muy igualitos y estamos encerrados en un globo bonito.

Si la dejamos se pasa; si la vendemos se pesa; si se hace vino se pisa; si la dejamos se posa.

Una madre con cien hijas y a todas pone camisas.