adivinanzas para niños

Aunque es madre nunca ha parido,
aunque es selva nunca dio abrigo;
nace y no sabe andar
pero enseguida se pone a trepar.

 

más adivinanzas de arboles y plantas...

Aunque es madre nunca ha parido, aunque es selva nunca dio abrigo; nace y no sabe andar pero enseguida se pone a trepar.

Mi nombre es de peregrino y tengo virtud notable, me encuentras en los caminos y mi olor es agradable.

Es un gran señorón tiene verde sombrero y pantalón marrón.

Verde me crié, negro me volví, ahora me visten de blanco, para poderme vender.

Su cabeza es amarilla, siguiendo al sol, gira y gira, muchos comen sus pepitas y dicen que son muy ricas.

Alta como un pino, verde como un lino, con las hojas anchas y el fruto amarillo.

Los dátiles son mi fruto y palmas doy a lo bruto.

Es un árbol muy alto de estrecha copa, en el cementerio es donde mora.

Está en el edificio, también en la maceta, la llevas en el pie, la coges en la huerta.

Entre col y col lechuga, entre lechuga, una flor, que al sol siempre está mirando, dorándose a su calor.