adivinanzas para niños

Tengo patas bien derechas,
mas no me puedo mover,
llevo a cuestas la comida
y no la puedo comer.

 

más adivinanzas de cosas de la casa...

Una señorita de carnes muy blandas, que sin ser enferma siempre está en la cama.

Al nacer fui maltratada, mi dueño me tiene amor, y aunque soy mujer honrada, me suele tener atada y con guardas mi señor.

Está hecha de metal, de madera o de cristal y golpes siempre recibe cuando la entrada prohíbe.

Tengo dientes y no muerdo, desenredo con cuidado, caminos abro en tu pelo, ya sea liso o rizado.

Tengo patas bien derechas, mas no me puedo mover, llevo a cuestas la comida y no la puedo comer.

Lámina que no se ve y nos protege del viento. Aunque la atraviesa el sol, se empaña con el aliento.

Me compran para dormir y me encanta sacudir. ¿Qué soy?

Hay un hijo que hace nacer a la madre que le dio el ser.

Pequeña como una pera y alumbra la casa entera.

Sube llena, baja vacía, y si no se da prisa, la sopa se enfría,