adivinanzas para niños

Aquí estamos doce hermanos;
yo, que el segundo nací,
soy el menor entre todos:
¿Cómo puede ser así?

 

más adivinanzas sobre el tiempo...

Aquí estamos doce hermanos; yo, que el segundo nací, soy el menor entre todos: ¿Cómo puede ser así?

Como te cases o te embarques en este día fatal, todo te saldrá mal.

Dos hermanas en la plaza, ambas marchan a la par, si una da doce vueltas, la otra una, nada más.

Doce son los hermanitos, uno es el benjamín, siete son los mayorcitos y los cuatro restantes los más pequeñitos.

Doce palomitas en un palomar, a la hora y a los cuartos salen a volar.

De aquí al domingo seis pasos, seis cielos que veo pasar, seis mañanas, seis ocasos ¿Cómo me debo llamar?

Soy un caballero muy aseñorado, tengo doce damas para mi regalo, todas van en coche y gastan sus cuartos, todas usan medias, pero no zapatos.

Somos sesenta mellizos, en torno de nuestra madre, tenemos sesenta hijitos y toditos son iguales.

Cuando apenas he nacido, mi vida se acaba al punto; aunque no soy el primero, lo sigo por todo el mundo.

Juntos dos en un borrico, ambos andan a la par, doce leguas anda uno y una el otro nada más.