adivinanzas para niños

Aunque sepas ésto,
mago no serás,
si no sabes dónde,
lo digerirás.

 

más adivinanzas del cuerpo humano...

Si aciertas esta pregunta, te anotarás un buen tanto: ¿qué cosa acabada en punta tienes entre risa y llanto?

Adivina, adivinanza, tiene un solo ojo y una cara ancha.

¿Cuál es la planta más olorosa?

Uno larguito, dos más bajitos, otro chico y flaco, y otro gordazo.

¿Qué planta será la que en el hombre está?

Unas son redondas, otras ovaladas, unas piensan mucho, otras casi nada.

Hay en la plaza nueva un monte, y en él dos cuevas. Más abajo un pozo hondo que tiene el brocal rojo. Altas ventanas, iguales, y en ellas, dos niñas bellas que, a través de los cristales, todo lo ven y lo observan.

Al dar la vuelta a la esquina tropecé con un convento, las monjas iban de blanco y el sacristán en el centro.

Pozo hondo, soga larga, y si no se dobla no alcanza.

Formamos, como soldados, en una fila y somos carniceros toda la vida