adivinanzas para niños

Blanca soy
y, como dice mi vecina,
útil siempre soy
en la cocina.

 

más adivinanzas de alimentos...

Es mi madre tartamuda, y mi padre «cantaor», tengo blanco mi vestido, amarillo el corazón.

Fríos, muy fríos estamos y con nuestros sabores a los niños animamos.

Negra por dentro, negra por fuera, es mi corazón negra madera.

Te lo digo y te repito, y te lo debo avisar, que por más que te lo diga, no lo vas a adivinar.

De leche me hacen, de ovejas y cabras que pacen.

Una cajita chiquita, blanca como la cal: todos la saben abrir, nadie la sabe cerrar.

Somos blancos, larguiruchos, nos fríen en las verbenas, y dorados, calentitos, nos comen nenes y nenas.

Y la casa del quesero, ¿qué sería?

En un cuartito caliente, hay bailando mucha gente.

La mano las rompe, el pie las tritura, la boca las bebe. ¿Que son?