adivinanzas para niños

Con ella vives,
con ella hablas,
con ella rezas
y hasta bostezas.

 

más adivinanzas del cuerpo humano...

Porque no se caiga pagan, pero, si se cae, nadie se agacha a recogerlo.

Si los abro veo si los cierro sueño.

Entre dos murallas blancas hay una flor colorada, que con lluvia o con buen tiempo, está siempre bien mojada.

Uno se cree superior, el otro inferior se siente, sin decirse nunca nada, mucho se quieren, tanto que, siempre se están besando.

Podrás tocarlos, podrás cortarlos, pero nunca contarlos.

Aunque sepas ésto, mago no serás, si no sabes dónde, lo digerirás.

Cinco hijitos tiene cada una y dan tortazos como ninguna.

Al dar la vuelta a la esquina tropecé con un convento, las monjas iban de blanco y el sacristán en el centro.

Parecen persianas, que suben y bajan.

Con ella vives, con ella hablas, con ella rezas y hasta bostezas.