adivinanzas para niños

No soy de oro,
plata no soy;
ya te he dicho
quién soy.

 

más adivinanzas de frutas...

Ave soy, pero no vuelo; mi nombre es cosa muy llana: soy una simple serrana, hija de un hijo del suelo.

Si la dejamos se pasa; si la vendemos se pesa; si se hace vino se pisa; si la dejamos se posa.

Ave me llaman a veces y es llana mi condición.

Ni espero que me lo aciertes, ni espero que me bendigas, y, con un poco de suerte, espero que me lo digas.

Es como algunas cabezas y lleva dentro un cerebro, si la divido en dos piezas y la como, lo celebro.

Campanita, campanera, blanca por dentro, verde por fuera, si no lo adivinas, piensa y espera.

No soy de oro, plata no soy; ya te he dicho quién soy.

A esta fruta se le culpa y fue cosa del demonio, pues comieron de su pulpa los del primer matrimonio.

Agrio es su sabor, bastante dura su piel y si lo quieres tomar tendrás que estrujarlo bien.

Soy redonda como el mundo al morir me despedazan, me reducen a pellejo y todo el jugo me sacan