adivinanzas para niños

No soy el sol,
tampoco el fuego;
pero la casa
bien que caliento.

 

más adivinanzas de cosas de la casa...

Adivíname ésa.

Aunque músculos no tengo, los techos yo sostengo.

Es venta y no se vende, es Ana, pero no es gente.

Cabecita fría la noche haces día cuando te restriego, cabeza de fuego.

En lo más alto me ponen para que el viento me dé, soy guía para los hombres y siempre estoy de pié.

Aunque soy iluminada siempre me tienen colgada.

En el campo soy hallada y al fuego alimento. Donde quiera que soy llevada, es para darme tormento.

Soy de cabeza redonda y me sostengo en un solo pie. Soy de tal fortaleza que a Dios hombre sujeté.

Soy liso y llano en extremo, y, aunque me falta la voz, digo en su cara a cualquiera la más leve imperfección; contesto al que me pregunta sin lisonja ni aflicción, y si mala cara pone, la misma le pongo yo.

Cuerpo de palo, cabeza de color, me encienden con cuidado y doy mucho calor. ¿Qué es ?