adivinanzas para niños

Al dar la vuelta a la esquina
tropecé con un convento,
las monjas iban de blanco
y el sacristán en el centro.

 

más adivinanzas del cuerpo humano...

Juntos vienen, juntos van, uno va delante, otro va detrás.

Dos niños en un andén, por más que se acerquen, no se ven. ¿Qué es?.

Al revolver una esquina me encontré con un convento, las monjas vestidas de blanco, la superiora en el centro, más arriba dos ventanas, más todavía un par de espejos y en lo más alto la plaza donde pasean los caballeros.

Hay en la plaza nueva un monte, y en él dos cuevas. Más abajo un pozo hondo que tiene el brocal rojo. Altas ventanas, iguales, y en ellas, dos niñas bellas que, a través de los cristales, todo lo ven y lo observan.

A muchos se lo suelen tomar si antes no se ha ido a pelar.

Sólo tres letras tengo pero tu peso yo sostengo. Si me tratas con cuidado, te llevaré a cualquier lado.

Pozo hondo, soga larga, y si no se dobla no alcanza.

Oscuro fue mi nacimiento, y de blanco me vestí. Pocas personas me quieren, mas tienen respeto por mi. ¿Qué es?

¿Qué instrumento se puede escuchar, pero no se puede ver ni tocar?

Atrás panza y delante espinazo, aciértamelo pedazo de ganso.