adivinanzas para niños

Como una ametralladora
se escucha mi tableteo;
pero estoy en la oficina,
que mi oficio no es guerrero.

 

más adivinanzas de libros y escritura...

Aunque sea tan pequeño, siempre separo y siempre detengo.

Campo blanco, flores negras, un arado, cinco yeguas.

Sabana blanca tendida, mariquita negra le baila encima.

Cruza los ríos, también los mares, vuela sin alas a todas partes.

Es un sabio gordinflón, si le preguntan no habla, sabe todas las respuestas, tiene todas las palabras.

Yo salgo todos los días por eso me llaman diario. Estoy lleno de noticias, sucesos y comentarios.

Con mis hojas bien unidas, que no me las lleva el viento, no doy sombra ni cobijo, pero enseño y entretengo.

Como una ametralladora se escucha mi tableteo; pero estoy en la oficina, que mi oficio no es guerrero.

Nunca bien supe escribir pero soy gran escribano; bien que te puedo servir, si me tomas en tu mano.

Cae de la torre y no se mata, cae en el agua y se desbarata.