adivinanzas para niños

Redondito, redondón,
no tiene tapa ni tapón.

 

más adivinanzas de ropa y vestuario...

De día llenos de carne, de noche con la boca al aire.

Mi ser por un punto empieza, por un punto ha de acabar, el que mi nombre acierte sólo dirá la mitad.

Pisados, siempre en el suelo, recibiendo malos tratos, y sin señales de duelo.

Chiquito, redondo, barrilito sin fondo.

Soy de piel o paño gordo y me adhiero a tu cuerpo, para que no pases frío cuando llega el invierno.

Redondito, redondón, no tiene tapa ni tapón.

Juntos, en ovillo, duermen los mellizos; cuando se separan, estirados andan.

Aunque las adornamos a ellas cuando no tenemos carreras, la gente tiene manía de no llamarnos enteras.

Hoy cuando me levanté, puse uno en cada pie. Como no son los zapatos, dime tú... ¿qué puede ser?

Me pones y me quitas, me tomas y me dejas, conmigo no tiritas y estoy hecho de madejas.