adivinanzas para niños

Un animalito
con cuatro dientes,
que nos trae comida
muy diligente.

 

más adivinanzas de cosas de la casa...

Soy liso y llano en extremo, y, aunque me falta la voz, digo en su cara a cualquiera la más leve imperfección; contesto al que me pregunta sin lisonja ni aflicción, y si mala cara pone, la misma le pongo yo.

Pino sobre pino, sobre pino, lino, sobre lino, flores y alrededor amores.

En invierno se usa porque da calor en verano estorba y se echa al rincón.

Aunque tengo cuatro patas, yo nunca puedo correr, tengo la comida encima, y no la puedo comer.

Golpe va, golpe viene y en su puesto se mantiene.

Es una caja habladora, que vive en todas las casas, y se calla a muy alta hora.

En el campo fui nacida, vestida de verdes ramas, y al pueblo me trajeron, para servir a las damas, a mí todo me regalan, caramelos, miel, melada, mas yo todo lo reparto, porque no sé comer nada.

Tiene un ojo y nada ve, por abrir no es cosa dura, sin embargo por cerrar, sí que cierra y sí que es dura.

Todos me buscan, para descansar, si ya te lo he dicho, no lo pienses más.

Muchos golpes recibe cuando a la gente, la entrada prohíbe.