adivinanzas para niños

Dos buenas piernas tenemos
y no podemos andar,
pero el hombre sin nosotros
no se puede presentar.

 

más adivinanzas de ropa y vestuario...

Pisados, siempre en el suelo, recibiendo malos tratos, y sin señales de duelo.

Nuestra dueña nos coloca uno a cada lado, siempre pendientes, siempre colgados.

Aunque la quite del agua, sigue en agua.

Tienen justo cinco dedos como la mano; se rellenan en invierno, se vacían en verano.

Puedes llevarlo en el pelo y, a veces, en los zapatos, se coloca en la cintura y en el rabo de los gatos.

Rodeo cuellos y cuellos, tanto de ellas como de ellos.

Tengo corazón sin ser persona, tengo bata sin ser mujer. y el hombre elegante me lleva delante.

Resuélveme este dilema: «soy una, pero soy media».

Mi ser por un punto empieza, por un punto ha de acabar, el que mi nombre acierte sólo dirá la mitad.

Chiquito, redondo, barrilito sin fondo.