adivinanzas para niños

En el cielo soy de agua,
en la tierra soy de polvo,
en las iglesias de humo
y mancha blanca en los ojos.

 

más adivinanzas de la naturaleza...

Son mis colores tan brillantes que el cielo alegro en un instante.

Girando toda su vida, toda su vida girando y no aprendió a ser más rápida da una vuelta y tarda un día, da otra vuelta y tarda un año.

Nicanor tenía un barco y con él surcaba el río; ¿era este un barco pequeño o este era un gran navío? Lee despacio, Encarnación, y hallarás la solución.

No soy estación del Metro ni soy estación del tren, pero soy una estación donde mil flores se ven.

Llevo, sin ser arlequín, de colores mi librea, yo salgo de tarde en tarde y espero siempre a que llueva.

¿Cuál es el único animal que muere entre aplausos?

Como el algodón suelo en el aire flotar, a veces otorgo lluvia y otras, sólo humedad.

Kilómetros mido, hectolitros llevo, kilovatios doy, hectáreas mantengo.

Vuela en el aire, pace en la tierra, se posa en los árboles, anda en la mano, se deshace en el horno y se ahoga en el agua.

Vuela sin alas, silba sin boca, azota sin manos y tú ni lo ves ni lo tocas.