adivinanzas para niños

Soy pequeño, pequeñito,
más con tal poder y arte que,
si no me pegan bien,
no van a ninguna parte.

 

más adivinanzas de libros y escritura...

Una palomita, blanca y negra; vuela sin alas y habla sin lengua.

Entre mis hojas se esconden hadas, princesas y duendes. Cuando me lees de noche, sin darte cuenta te duermes.

Tengo hojas sin ser árbol, te hablo sin tener voz, si me abres no me quejo, adivina quien soy yo.

Blancos son los campos, las semillas negras, cinco son los bueyes que el arado llevan.

Contengo todas las letras, los números y los signos, si me aprietan con los dedos escriben hasta los niños.

Si me mojas y me pegas viajará la mensajera.

Como una ametralladora se escucha mi tableteo; pero estoy en la oficina, que mi oficio no es guerrero.

No me hace falta sacar pasaje: me mojan la espalda y me voy de viaje.

Cae de la torre y no se mata, cae en el agua y se desbarata.

Es un sabio gordinflón, si le preguntan no habla, sabe todas las respuestas, tiene todas las palabras.