adivinanzas para niños

Soy pequeño, pequeñito,
más con tal poder y arte que,
si no me pegan bien,
no van a ninguna parte.

 

más adivinanzas de libros y escritura...

Sin hablar puedo decir lo que mi dueño ha pensado; tengo un carro, aunque sin mula, y me muero en tres espacios.

Suelo ir de mano en mano, hojas tengo y no soy flor, y aun teniendo muchas letras no soy de nadie deudor.

Soy blanca como la nieve, me ponen sobre una mesa, para escribir sobre mí cuanto venga a la cabeza.

Una palomita, blanca y negra; vuela sin alas y habla sin lengua.

Llanura blanca con flores negras; cinco bueyes aran en ella.

Soy pequeño, pequeñito, más con tal poder y arte que, si no me pegan bien, no van a ninguna parte.

Aunque sea tan pequeño, siempre separo y siempre detengo.

Muy chiquito, chiquitito, que pone fin a lo escrito.

Campo blanco, flores negras, un arado, cinco yeguas.

Cruza los ríos, también los mares, vuela sin alas a todas partes.