adivinanzas para niños

Vive en la panza
y se enseña en ciertas danzas.

 

más adivinanzas del cuerpo humano...

Son dos cortinas en dos ventanitas que bajando ocultan dos niñas bonitas.

Del nogal vengo, y en el cuello del hombre, me cuelgo.

Uno larguito, dos más bajitos, otro chico y flaco, y otro gordazo.

Si los abro veo si los cierro sueño.

Guardada en estrecha cárcel por soldados de marfil, está una roja culebra, que es la madre del mentir.

Sólo tres letras tengo pero tu peso yo sostengo. Si me tratas con cuidado, te llevaré a cualquier lado.

Adivina, adivinanza, tiene un solo ojo y una cara ancha.

A muchos se lo suelen tomar si antes no se ha ido a pelar.

En un huerto no muy llano hay dos cristalinas fuentes, no está a gusto el hortelano, cuando crecen las corrientes.

Unas son redondas, otras ovaladas, unas piensan mucho, otras casi nada.