adivinanzas para niños

Guardada en estrecha cárcel
por soldados de marfil,
está una roja culebra,
que es la madre del mentir.

 

más adivinanzas del cuerpo humano...

Porque no se caiga pagan, pero, si se cae, nadie se agacha a recogerlo.

Uno larguito, dos más bajitos, otro chico y flaco, y otro gordazo.

¿Quién seré yo que encerrada soy donde quiera que voy, me encuentro siempre mojada y al cielo pegada estoy.

Ordenes da, órdenes recibe, algunas autoriza, otras prohíbe.

Formamos, como soldados, en una fila y somos carniceros toda la vida

Adivina, adivinanza, tiene un solo ojo y una cara ancha.

¿Cuál es la planta más olorosa?

Parecen persianas, que suben y bajan.

Cinco hijitos tiene cada una y dan tortazos como ninguna.

Enfundados siempre van y hay que tener cuidado con las patadas que dan.