adivinanzas para niños

Me pisas y no me quejo,
me cepillas si me mancho,
y con mi hermano gemelo
bajo tu cama descanso.

 

más adivinanzas de ropa y vestuario...

Aunque la quite del agua, sigue en agua.

El pie tapo al instante igual que si fuera un guante.

Mi ser por un punto empieza, por un punto ha de acabar, el que mi nombre acierte sólo dirá la mitad.

Dos buenas piernas tenemos y no podemos andar, pero el hombre sin nosotros no se puede presentar.

Ani lloró todo el día; perdió lo que más quería

Chiquito, redondo, barrilito sin fondo.

Mi padre al cuello la ata y, poco a poco, la aprieta hasta llegar a su meta.

Nuestra dueña nos coloca uno a cada lado, siempre pendientes, siempre colgados.

Rodeo cuellos y cuellos, tanto de ellas como de ellos.

Redondo, redondo, sin tapa, sin fondo.